top of page
Buscar
  • Editorial Semana

A la premiación olímpica Juanmita López


El peleador ganó la medalla de bronce en el Mundial Juvenil.


Por Jorge L. Pérez/JPG Media Group

Fotos Pepo Pereira/Municipio de Caguas


Al igual que su hermana, Belisa, Juanmita López ya ha empezado a encargarse de mantener viva la tradición boxística cagüeña iniciada por el padre de ambos, el exolímpico (de 2004) y excampeón mundial de las 122 y 126 libras, Juan Manuel ‘Juanma’ López.


Ambos hijos de Bárbara de Jesús, y producto del gimnasio Cheo Aponte, de Caguas, donde también se desarrolló su padre, Belisa, de 19 años, ya ha representado internacionalmente a Puerto Rico y fue campeona nacional de las 105 libras.


Juanma -cuyo nombre oficial es ese, no un apodo como el de su padre- ya ha sido campeón de los Juegos de Puerto Rico y campeón nacional juvenil de las 105 libras, al igual que su hermana, acaba de conquistar el logro más grande obtenido por un peleador aficionado boricua: una medalla de bronce en las 105 libras con un triunfo sobre el turco Yagli Talat en el Mundial Juvenil celebrado en Alicante, España, en noviembre pasado.


De paso, Juanmita fue el único peleador boricua en conseguir medalla en esa competencia.

El logro, en efecto, mereció que la Federación Puertorriqueña de Boxeo lo seleccionara como su representante masculino en la tradicional Premiación Olímpica, que se llevará a cabo el 28 de enero.


La destacada peleadora adulta Ashleyann Lozada fue escogida como la representante femenina.


“Sí me sorprendió un poco, porque por lo general escogen a peleadores de nivel adulto (19 años o más)”, dijo Juanmita.


Sus logros resultan incluso más impresionantes debido a que los obtuvo cuando aun tenía 16 años, ya que acaba de cumplir los 17 el 27 de diciembre.


Eso quiere decir que Juanmita seguirápeleando como juvenil (17 y 18 años) todo el 2023.


En 2024, debido a que cumplirá los 19 en diciembre, es que podrá iniciarse como adulto.


“Haber sido el único en coger medalla en el Mundial Juvenil automáticamente le coloca como uno de los principales boxeadores aficionados de Puerto Rico”, dijo Alex Caraballo, el entrenador del gimnasio Cheo Aponte que dirige Orlando Piñeiro, y quien lo ha tenido desde sus inicios.


“No es que ya sea la cara del boxeo, pero sí uno de los peleaores más importantes”.


Y Juanmita prácticamente se ha criado en los gimnasios, una posible razón por la que muchos alaben sus habilidades tan desarrolladas a una corta edad.


“Yo empecé a boxear a los cuatro años”, dijo, “y debuté a los 10 en el torneo Orlando Piñeiro”.


Y apenas seis años después, ya se está haciendo sentir a nivel mundial y como gran prospecto de Caguas, una ciudad de donde han salido figuras como su padre, Miguel Cotto y Jesús Rojas, entre otros.


Pero aunque, por ser juvenil, él no puede aspirar a representar a Puerto Rico en los Centroamericanos y Panamericanos de 2023, Juanmita debe tener bastante taller en el nuevo año.


“La IBA (International Boxing Association, o federación internacional) acaba de crear una Copa Mundial Juvenil que será en junio”, dijo. “Todavía no se sabe exactamente cuándo va a ser, pero la calidad debe ser igual a la que hubo en el Mundial”.


Y, en preparación para eso, dijo, la federación boricua proyecta celebrar un torneo nacional juvenil para escoger ese equipo.


Estudiante de la escuela deportiva del Albergue Olímpico, Juanmita, cuando está de clases, entrena allí bajo el mando del entrenador nacional del equipo juvenil, Joe Santiago.


Pero se pasa el resto del tiempo metido en el Cheo Aponte, como lo hizo durante todo el periodo navideño.


“Vengo todos los días y hago de todo en el gimnasio, incluso guanteos, con Caraballo”, dijo. “Es preparación”.

11 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page