• Editorial Semana

Alta prioridad para alcalde de Yabucoa el control del Covid-19 en su municipio


Por: José Javier Aponte-Parsi

Editorial Semana, Inc.


El alcalde de Yabucoa, Rafael Surillo Ruiz, describió como un asunto de alta prioridad el control de la pandemia del Covid-19 en su municipio.


“Definitivamente ningún alcalde puede decir una prioridad que no sea trabajar con la salud del pueblo en este momento que enfrentamos esta pandemia que afecta a todo el mundo, y Yabucoa no es la excepción”, indicó.


Surillo Ruiz hizo sus declaraciones en un aparte con Editorial Semana durante uno de los múltiples eventos de vacunación de su administración en el Parque del Niño.


El alcalde azucarero reconoció que han tenido sus altas y sus bajas, y que no pueden bajar la guardia, pero fue enfático en que la orientación y esfuerzos realizados por su administración han tenido efecto. Como ejemplo mencionó que actualmente Yabucoa está considerado como un municipio con riesgo de transmisión baja, según la clasificación en colores de las autoridades sanitarias.


“Nosotros estuvimos mucho tiempo en el color amarillo (transmisión moderada), después subimos a anaranjado (transmisión sustancial); estuvimos mucho tiempo en ese color y después cuando vino este ‘boom’ después de Semana Santa, después de todas esas actividades subimos a rojo (transmisión alta) también. Pero me dijo nuestra directora de rastreo que en el último ‘dashboard’ que publica el Departamento de Salud bajamos otra vez al color azul (transmisión baja). Eso es el efecto de la orientación. Nosotros hemos utilizado mucho las guaguas de sonido que las movemos por todos los barrios y campos llevando el mensaje. Cuando suben los números le ponemos una sirena para significar que estamos en una emergencia y eso la gente lo escucha y reacciona positivamente”, afirmó.


“Esto ha sido por etapas. La primera etapa fue un proceso de desinfección y limpieza de las áreas publicas, conseguir equipos de protección, mascarillas, guantes; llevarlos a las comunidades, proveerles alcohol para la desinfección, trabajar con los comerciantes para poderles ayudar y suministrarles equipo de protección y todo este material para desinfectar.

También cuando empezaron a salir las ayudas por lo cierres que hubo, pues ayudarlos a accesar las ayudas. Creamos un grupo de trabajo con los profesionales de salud, donde estuvieron envueltos los médicos de cabecera, los laboratorios, las farmacias, para que juntos pudiéramos diseñar y delinear estrategias de trabajo. Una vez diseñadas esa estrategias de trabajo empezamos a realizar diferentes pruebas para detectar posibles áreas que pudiesen estar siendo afectadas, y creamos el equipo de rastreo municipal que es un equipo extraordinario que nos ha ayudado muchísimo para poder manejar los casos de personas que han salido contagiadas Ahora estamos inmersos en lo que es vacunación”, expresó.


En relación a este proceso de vacunación, indicó que entre un 50 y un 60 por ciento de la población ya ha sido vacunada, y continúan los esfuerzos para seguir vacunando más personas.


”Creo que somos de los únicos municipios que son receptores oficiales. Aquí no tenemos el Departamento de Salud, no viene la Guardia Nacional; todo es el municipio. Utilizamos una facilidad municipal, el Municipio es receptor, tenemos nuestro ID para recibir las vacunas, nuestro personal de enfermería, voluntarios que se han integrado... Comenzamos a trabajarlo con el grupo 330 de COSSMA, y luego nos fuimos solos en este tipo de vacunaciones. Ya se han vacunado más de 6 o 7 mil personas en este centro de vacunación, y el sábado comenzamos a vacunar niños desde los 12 años, que para nosotros es un beneficio grande.

Y agradeciendo siempre al secretario de salud, doctor Carlos Mellado, que ha confiado en nosotros y ha tenido confianza plena en el proceso y logística que hemos implantado, de una manera super organizada, para que las personas se sientan atraídas a vacunarse”, sostuvo.

Indicó que en un principio acudían muchas más personas a vacunarse, pero no por ello han bajado los esfuerzos.


“Ahora estamos experimentando lo que todo el mundo ha estado experimentando, que llegó la población que está apática a vacunarse y hemos sido creativos. Ahora estamos abriendo en horario nocturno, el sábado tenemos los niños y el miércoles vamos a la montaña, siempre buscando todas las estrategias que podamos implantar, aunque ya más de la mitad de la población se ha vacunado en Yabucoa.”


Finalmente Surillo Ruiz agradeció la colaboración de la ciudadanía para poder bajar el número de contagios, al tiempo que instó a los que aún no lo han hecho que se vacunen y a mantener todas las medidas de precaución para prevenir y evitar que el virus se siga esparciendo.