top of page
Buscar
  • Foto del escritorEditorial Semana

Aprueban la primera píldora anticonceptiva de venta sin receta


Redacción Editorial Semana, Inc.

redaccion@periodicolasemana.net


La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) aprobó recientemente la venta sin receta de Opill, la primera píldora anticonceptiva de venta libre. Opill es una “minipíldora” que solo utiliza la hormona progestina, cuyo fabricante, Perrigo, calificó la decisión de la FDA como un “hito” y un “paso gigante para la autonomía de la mujer”.


La píldora, que se espera esté disponible en las tiendas a finales de marzo de 2024, debe tomarse a la misma hora todos los días para que sea eficaz. Según la FDA, el medicamento no debe tomarlo ninguna persona que padezca o haya padecido cáncer de mama. Algunos efectos secundarios más frecuentes son “hemorragias irregulares, dolores de cabeza, mareos, náuseas, aumento del apetito, dolor abdominal, calambres o hinchazón”, según la FDA.


“La aprobación marca la primera vez que un anticonceptivo oral diario de venta sin receta será una opción disponible para millones de personas en Estados Unidos. Cuando se utiliza según las indicaciones, la anticoncepción oral diaria es segura y se espera sea más eficaz que los métodos sin receta actualmente disponibles para prevenir embarazos no deseados”, declaró la Dra. Patrizia Cavazzoni, directora del Centro de Evaluación e Investigación de Medicamentos de la FDA.


La vicepresidenta global de Perrigo para la salud de la mujer, Frederique Welgryn, reiteró el compromiso de la compañía en hacer del medicamento accesible y asequible a personas que lo necesitan. La FDA se enfrentó a la presión de legisladores, y profesionales sanitarios, para permitir que Opill sea de venta sin receta.


La agencia se refirió a su posible efecto sobre embarazos no deseados: “La disponibilidad de Opill sin receta puede reducir las barreras de acceso al permitir que las personas obtengan un anticonceptivo oral sin necesidad de acudir primero a un profesional sanitario. Casi la mitad de los 6.1 millones de embarazos que se producen cada año en Estados Unidos son no deseados. Se relacionan con resultados maternos y perinatales negativos como menor probabilidad de recibir atención prenatal temprana y un mayor riesgo de parto prematuro, con consiguientes resultados adversos para la salud neonatal, infantil y del desarrollo. La disponibilidad sin receta puede ayudar a reducir el número de embarazos no deseados y posibles efectos negativos”.


Un estudio reciente demostró que, en los últimos años, a las mujeres les resultó más difícil acceder a servicios de salud reproductiva más amplios, como revisiones rutinarias y métodos anticonceptivos. Alrededor del 45% de las mujeres experimentaron al menos una barrera en servicios de atención de salud reproductiva en 2021, un 10% más que en 2017. Casi el 19% informó al menos tres barreras en 2021, frente al 16% en 2017. Un grupo de asesores de FDA recomendó en mayo que Opill se aprobara para su uso sin receta.

6 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page