• Editorial Semana

Combatiendo el hambre


Por: Jennifer González Colón


Esta semana discutí con la secretaria del Departamento de la Familia de Puerto Rico, Carmen Ana González la transición del Programa de Asistencia Nutricional (PAN) al Programa de Asistencia Nutricional Suplementario (SNAP) como estrategia para combatir la pobreza alimentaria en Puerto Rico. Participamos de la vista virtual titulada: Mesa redonda- Terminando con la Hambruna en América a través de los Territorios, organizada por el Comité de Reglas de la Cámara de Representantes federal.


Los programas de nutrición federal son de las primeras líneas de defensa en contra del hambre que tenemos disponibles en la Isla, siendo el PAN uno de los de mayor participación. Sin embargo, los participantes del PAN tienden a recibir menos beneficios mensuales comparado con beneficiarios del SNAP, y no se ajusta automáticamente a cambios en demanda. La participación en SNAP es un paso para aumentar la seguridad alimentaria, por eso he estado trabajando con el Departamento de Agricultura federal (USDA) y las partes interesadas relevantes para comprender cómo podría ser una transición adecuada de Puerto Rico del PAN a SNAP y tener en cuenta lo que se necesita para una transición fluida y confiable para los beneficiarios en la Isla.


Uno de los principales retos con el PAN es que, debido a que recibe una cantidad limitada de fondos, no puede adaptarse automáticamente a las fluctuaciones en la demanda, que son más frecuentes durante las emergencias naturales y de otro tipo. Además, los beneficiarios del PAN reciben menos beneficios mensuales que sus contrapartes de SNAP, lo que afecta su poder adquisitivo y la economía general de la isla.


El PAN, del cual dependen sobre 1.5 millones de personas en Puerto Rico, ha demostrado ser uno de los principales programas a los que recurren residentes en la isla durante los períodos de emergencia, como pasó después de María y con la pandemia. Reconociendo la importancia de este programa y sabiendo que bajo SNAP aún más pudieran beneficiarse, es que continuamos abogando en todos los foros por esta transición.


Junto al representante Sablán de las Islas Marianas del Norte, logré la inclusión de lenguaje con relación a la posible transición de Puerto Rico, las Islas Marianas y Samoa Americana al SNAP en el proyecto de presupuesto para el año fiscal 2022, que ya fue aprobado por el Comité de Asignaciones de la Cámara de Representantes federal. El mismo solicita al Servicio de Alimentos y Nutrición de USDA a compartir los esfuerzos de planificación actuales, al igual que los costos relacionados, para incluir a estos tres territorios bajo SNAP.


En la vista participaron los representantes de los territorios González Colón, Amata Radewagen (Samoa Americana), Gregorio Sablan (Islas Marianas del Norte), Stacey Plaskett (Islas Vírgenes), Michael San Nicolas (Guam).


Además, depusieron junto a la secretaria Carmen Ana González, Jon Fernández, superintendente del Departamento de Educación en Guam; Kimberley Causey-Gomez, la comisionada del Departamento de Servicios Humanos de las Islas Vírgenes; y Tom Tebuteb, de Empty Vessel Ministry Foundation de Islas Marianas del Norte.