top of page
Buscar
  • Foto del escritorEditorial Semana

“Dios los cría y ellos se juntan”




Por: Prof. Luis Dómenech Sepúlveda


“Dime con quién andas y te diré quién eres” (refrán pueblerino)


Hoy, 11 de enero de 2024, seDe partida, debo aclarar que el título utilizado para esta columna lo he tomado prestado de la comedia española de Manuel Bretón de Los Herreros (1841) convertido en refrán pueblerino para censurar, con cierto grado de ironía y negatividad, a dos o más personas con características similares (personalidad, carácter, conducta, valores) que se unen con fines perturbadores. Y, no es para menos. La reciente visita a Fortaleza del flamante ex gobernador y actual cabildero por la estadidad de Puerto Rico, Ricardo Rosselló Nevares, dramatiza la finalidad del título de esta columna.


Para sorpresa e indignación de muchos, el ex gobernador Rosselló Nevares, obligado a renunciar como gobernador durante el verano de 2019 por su insultante y deplorable “chat’ contra el pueblo de Puerto Rico, estuvo de visita recientemente en nuestro país para apoyar a William Villafañe como aspirante a Comisionado Residente en las primarias del Partido Nuevo Progresista. No conforme con ello, el destituido gobernador fue recibido en Fortaleza con todos los honores por el actual gobernador, Pedro Pierluisi Urrutia. Y todo ello, ante el lente y amplia cobertura mediática de la prensa bipartidista de Puerto Rico. Conviene saber, además, que Pierluisi se encuentra en plena campaña primarista para la candidatura de la gobernación de Puerto Rico contra su ex compañera de papeleta en el 2020, Jennifer González. De modo que, el destituido Rosselló vino a Puerto Rico para cerrar filas con el bando de Pedró Pierluisi, a quien había derrotado en las primarias del 2016.


Paradójicamente, la visita de Ricardo Rosselló a Fortaleza coincidió con dos eventos jurídicos: (1) el veredicto de culpabilidad por doce casos de corrupción y enriquecimiento ilícito contra el matrimonio de María Milagros ’Tata’ Charbonier, otrora poderosa legisladora del anexionismo y del fundamentalismo religioso y, (2) el regreso a Puerto Rico del notorio Abel Nazario, otrora ex alcalde anexionista de Yauco y Senador, tras haber cumplido una condena federal de 18 meses de prisión por uso ilegal de fondos públicos.


Pero no nos llamemos al engaño. La pudrición, desprestigio y descomposición ético-moral no se limita al partido anexionista únicamente. La corruptela institucional ha sido igualmente parte del historial colonial del inmovilismo antipatriótico de nuestros tiempos. No obstante, nadie puede negar el hecho irrefutable de que el anexionismo puertorriqueño, encarnado por el PNP, lleva una amplia delantera en el “box score” de la corrupción gubernamental durante los pasados 55 años de subordinación política.


Mientras tanto, continúa el control absoluto de los federales sobre el sistema judicial de Puerto Rico. Ello, ante la incapacidad e impotencia de nuestro Departamento de Justica en asuntos de corrupción, criminalidad y narcotráfico. La presencia de la prepotente policía imperial, perro sabueso de la metrópolis, es prueba fehaciente de la gran mentira histórica del gobierno propio que nos quisieron indilgar con el ELA colonial de 1952.


De ahí el reclamo histórico de Pedro Albizu Campos ante la suprema definición: ¿Yanquis o puertorriqueños?

1 visualización

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page