DS ordena cierre de escuelas públicas y privadas a partir del lunes por alza en casos de COVID-19


Por: Alex Fernández Rivas | CyberNews


Como consecuencia de la conducta del algunos ciudadanos por las pasadas semanas, el secretario del Departamento de Salud, Carlos Mellado López ordenó el jueves la suspensión de las clases presenciales en las escuelas públicas y privadas.


“Ante el repunte de casos y hospitalizaciones por COVID-19 y cumpliendo con nuestro deber de salvaguardar la seguridad de nuestros niños, hemos determinado que el sistema educativo, tanto público como privado, tienen que adoptar una modalidad virtual para la educación por las próximas dos semanas. Esta decisión se toma en conversación con el gobernador, Pedro Pierluisi, y la secretaria del Departamento de Educación, Elba Aponte.


No habrá clases presenciales desde el próximo lunes 12 de abril. Aunque no tenemos brotes en las escuelas, debemos tomar medidas cautelares ante la incidencia y positividad de los pasados siete días que elevaron el nivel de riesgo a uno crítico por tres días consecutivos al amparo del protocolo del Departamento de Salud. Exhortamos a la ciudadanía y hacemos un llamado a la prudencia y a continuar con los protocolos de protección”, dijo el secretario en declaraciones escritas.


Como consecuencia del alza, el gobernador Pedro Rafael Pierluisi Urrutia anunció una nueva Orden Ejecutiva (OE) para atender la pandemia por el Covid-19 que entrará en vigor este viernes 9 de abril, y que extiende el toque de queda, prohíbe las actividades multitudinarias sin mediar dispensa y se ordena el cierre de comercios a las 9:00 de la noche.


La Orden Ejecutiva 2021-026, cuya vigencia será hasta el 9 de mayo, amplía el toque de queda que ahora será desde las 10:00 de la noche hasta las 5:00 de la madrugada. Además, establece el cierre de los establecimientos comerciales y restaurantes a las 9:00 de la noche. La ocupación de los comercios y restaurantes continuará en un 50 por ciento de capacidad, siempre y cuando se garanticen los seis pies de distanciamiento entre las mesas.


El Departamento de Salud (DS) informó a través del Sistema de Vigilancia de COVID-19 en los 78 municipios de Puerto Rico un alza significativa en la transmisión comunitaria del coronavirus.


El informe publicado el 7 de abril corresponde a las pruebas hechas entre el 25 de marzo de 2021 al 31 de marzo de 2021.


El informe de este miércoles en la noche mostró que “38 municipios están en nivel de Transmisión Alta. Las escuelas de kínder a duodécimo grado deben estar en modalidad de enseñanza exclusivamente virtual”.


“Los municipios en el nivel de Transmisión Alta para el período comprendido en este informe son: Aguada, Aguadilla, Cabo Rojo, Camuy, Canóvanas, Carolina, Cataño, Cayey, Ciales, Coamo, Comerío, Corozal, Dorado, Guayanilla, Hatillo, Hormigueros, Jayuya, Juncos, Lares, Las Marías, Loíza, Luquillo, Moca, Morovis, Naguabo, Naranjito, Orocovis, Quebradillas, Rincón, Río Grande, Sabana Grande, San Juan, San Lorenzo, Toa Alta, Toa Baja, Trujillo Alto, Vega Alta y Utuado”, señala el informe de Salud.


Por otra parte, 12 municipios están “en nivel de Transmisión Sustancial para el período comprendido en este informe son: Adjuntas, Añasco, Barceloneta, Bayamón, Caguas, Guaynabo, Gurabo, Humacao, Las Piedras, San Sebastián, Vega Baja y Yauco.


“Eso significa que las escuelas en esos municipios deben adoptar mecanismos que garanticen pruebas de cernimiento de COVID-19 dos veces por semana para maestras, maestros y personal que trabaja en esas escuelas. De igual forma, deben adoptar mecanismos que garanticen que se ofrecen pruebas de cernimiento de COVID-19 semanalmente para todos sus estudiantes, aunque pudieran diseñar estrategias para que seleccionen al menos un 10 por ciento de sus estudiantes que están tomando clases híbridas. El muestreo puede ser aleatorio o seleccionando a todos los estudiantes de ciertos grados siempre que representen al menos el 10 por ciento de la población estudiantil. Estas pruebas de cernimiento serán adicionales a las que se deben hacer a todo estudiante que presente síntomas, en cuyo caso se recomienda que sean pruebas diagnósticas (o moleculares). Previo a hacer las pruebas, es necesario contar con el consentimiento de las personas a cargo del estudiante y con el asentimiento del menor”, indica el informe del DS.

Mientras que 22 municipios están “en el nivel de Transmisión Moderada para el período comprendido en el informe. Estos son: Aguas Buenas, Aibonito, Arecibo, Arroyo, Barranquitas, Cidra, Florida, Guayama, Guánica, Isabela, Juana Díaz, Lajas, Manatí, Maunabo, Mayagüez, Peñuelas, Ponce, Salinas, Santa Isabel, Vieques, Villalba y Yabucoa”.


“Las escuelas en estos municipios deben adoptar mecanismos que garanticen pruebas de cernimiento de COVID-19 una vez por semana para maestras, maestros y personal que trabaja en esas escuelas. De igual forma, deben adoptar mecanismos que garanticen que se ofrecen pruebas de cernimiento de COVID-19 para que seleccionen al menos un 10 por ciento de sus estudiantes que están tomando clases híbridas. El muestreo puede ser aleatorio o seleccionando a todos los estudiantes de ciertos grados siempre que representen al menos el 10 por ciento de la población estudiantil. Estas pruebas de cernimiento serán adicionales a las que se deben hacer a todo estudiante que presente síntomas, en cuyo caso se recomienda que sean pruebas diagnósticas (o moleculares). Estas pruebas de cernimiento serán adicionales a las que se deben hacer a todo estudiante que presente síntomas, en cuyo caso se recomienda que sean pruebas diagnósticas (o moleculares). Previo a hacer las pruebas, es necesario contar con el consentimiento de las personas a cargo del estudiante y con el asentimiento del menor.


Finalmente, seis “municipios están en el nivel de Transmisión Baja para el período comprendido en este informe. Estos son: Ceiba, Culebra, Fajardo, Maricao, Patillas y San Germán”.


“En caso de que el Departamento de Salud adopte la estrategia de pruebas de cernimiento continuo, las escuelas en estos municipios deben adoptar mecanismos que garanticen pruebas de cernimiento de COVID-19 una vez por semana para maestras, maestros y personal que trabaja en esas escuelas. Estas pruebas de cernimiento serán adicionales a las que se deben hacer a todo estudiante que presente síntomas, en cuyo caso se recomienda que sean pruebas diagnósticas (o moleculares). Previo a hacer las pruebas, es necesario contar con el consentimiento de las personas a cargo del estudiante y con el asentimiento del menor”, indica el informe de Salud.

Entradas Recientes

Ver todo