• Editorial Semana

Gobierno de Puerto Rico no tiene mayores poderes en sus gastos sobre la JCF según Supremo EE.UU


Por: Editorial Semana, Inc.


La Junta de Control Fiscal (JCF), le dio la bienvenida a la decisión del Tribunal Supremo de Estados Unidos que deniega la petición del Gobierno de Puerto Rico de que se revise la opinión del Tribunal de Apelaciones del Primer Circuito de los Estados Unidos, que rechaza la intención del Gobierno de expandir su poder de gastos más allá de los niveles autorizados por la Junta de Supervisión.


La directora ejecutiva de la JCF, Natalie Jaresko aplaudió la determinación, en la que el Tribunal Supremo de los Estados Unidos reafirmó que el gobierno de Puerto Rico no tiene mayores poderes en sus gastos sobre la entidad federal creada bajo la Ley Promesa.


El Tribunal Supremo rechazó la apelación del Gobierno, que buscaba la autoridad de utilizar fondos no identificados que no se utilizaron en ciclos presupuestarios previos, pre-PROMESA. El esfuerzo por parte del Gobierno de Puerto Rico violó el Plan Fiscal Certificado de la Junta y los requisitos establecidos por PROMESA.


El Tribunal de Apelaciones de los Estados Unidos, en Boston, ha declarado que la gobernadora de Puerto Rico no puede llevar a cabo gastos a menos que estén autorizados por medio de un presupuesto y plan fiscal certificado por la Junta. Además, el Tribunal de Apelaciones de los Estados Unidos determinó que la Junta de Supervisión puede hacer obligatorio -en un plan fiscal- sus recomendaciones previas al Gobierno, incluso aquellas rechazadas por éste. La denegación por parte del Tribunal Supremo a la petición de revisión del Gobierno de Puerto Rico deja estas determinaciones intactas como legislación vigente.


Además de reafirmar los poderes plenarios de la Junta en términos del manejo fiscal del Estado Libre Asociado, la más reciente determinación del Tribunal Supremo subraya la importancia de asegurar disciplina fiscal, según estipulado por PROMESA.


“Los objetivos de PROMESA han sido claros desde el inicio de la Junta: devolver a Puerto Rico a un crecimiento fiscal y económico sostenido y sustentable al reestructurar la deuda de la Isla y restaurar la responsabilidad fiscal. La Junta permanece consistente en esta misión por el bienestar del pueblo de Puerto Rico”, señaló Jaresko en declaraciones escritas.


La JCF cuyo nombre formal es Junta de Supervisión y Administración Financiera Para Puerto Rico e creó bajo la ley bipartita Puerto Rico Oversight, Management and Economic Stability Act (PROMESA) de 2016. El propósito de la Junta de Supervisión es proveer un método para que Puerto Rico logre la responsabilidad fiscal y el acceso a los mercados de capital.


La misión de la Junta es trabajar con el pueblo y el Gobierno de Puerto Rico para crear las bases de un crecimiento económico sostenible y restablecer la oportunidad para el pueblo de Puerto Rico.