top of page
Buscar
  • Foto del escritorEditorial Semana

Las habilidades blandas (parte2)





Continuemos compartiendo sobre estas habilidades que se identifican como más que necesarias es estos tiempos para el éxito personal y profesional y que sin duda ayudan a construir un ambiente social saludable y una sociedad de paz.

Las habilidades blandas son sumamente importantes ya que sus beneficios van mucho más allá del éxito académico o profesional. Los estudiosos del tema plantean que las personas con las habilidades blandas positivamente desarrolladas suelen ser personas más felices, con una conducta pro-social y con un muy buen nivel de salud.


Existen personas que, a pesar de su escasa habilidad en algunos (o muchos) de los aspectos de las habilidades transversales, consiguen altos logros académicos. A partir de aquí, este tipo de personas puede que se queden ahí sin alcanzar ningún objetivo en su vida personal por falta de habilidades blandas o, también hay casos, consiguen un gran éxito profesional, pero se caracterizan por ser personas poco pro-sociales.


Por otro lado, cabe destacar que en la pedagogía se está enfatizando en cómo debe enfatizarse en desarrollar las habilidades blandas para, a partir de ahí, desarrollar los conocimientos y habilidades cognitivas. Estudiosos del tema plantean que “el desarrollo de las habilidades blandas o, como han llegado a llamar, “destrezas del siglo XXI”, se plantean como alternativa al aprendizaje memorístico de contenidos o de desarrollo único de habilidades cognitivas propio de la mayor parte de la educación formal actual.


Las habilidades blandas se denominan como las “destrezas del siglo XXI”, por ser las más valoradas y considerse necesarias para desarrollarse de manera óptima en nuestro entorno social actual.Las podemos clasificar en unas veinte, repasemos diez de ellas.


Creatividad: aspecto fundamental para crecer como persona y sociedad. La vida misma es constante movimiento y fluctuación.


Innovación: supone crear cosas que puedan ser provechosas para el momento que vivimos.

Pensamiento crítico: permite reflexionar sobre aspectos nuevos o ya establecidos con el objetivo último de generar nuevas repuestas.


Resolución de problemas: capacidad indispensable para transitar satisfactoriamente momentos de crisis que se dan en el día a día


Trabajo en equipo: modo de trabajo muy satisfactorio que favorece el desarrollo positivo de las relaciones humanas y del que se obtienen resultados muy provechosos al unir la fuerza de los diferentes potenciales humanos.


Colaboración: este aspecto, supone un gran avance a nivel humano y de resultados.


Comunicación efectiva: la capacidad de transmitir de manera positiva, clara y respetuosa el mensaje junto con la capacidad de escucha activa y empatía favorece las relaciones personales y, con ello, la consecución de proyectos.


Capacidad de concentración: las buenas ideas y, sobre todo, los buenos desarrollos se dan a partir de momentos de gran concentración.


Capacidad de organización: indispensable para el desarrollo efectivo de cualquier proyecto.

Fuerza de voluntad y esfuerzo: resulta necesaria para continuar la acción a pesar de los obstáculos surgidos en el camino.


A repasar esta primeras diez, es momento de preguntarnos, cuanto de los que hacemos hoy dia con las actividades y juguetes que promovemos en nuestros niños y jóvenes, promueve que se desarrollen estas destrezas en ellos que son las generaciones del futuro, seguro que entenderemos parte de lo que nos pasa.


1 visualización

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page