• Editorial Semana

Más de 50 organizaciones advierten que en estas elecciones están en juego los derechos humanos


Por: Pedro Bosque-Pérez | CyberNews


“Sin Derechos Humanos no habrá país que gobernar. Si quienes nos piden los votos en estas elecciones no pueden gobernar para todas y todos, si no pueden gobernar para garantizar al menos techo, comida, seguridad, salud y educación, no se merecen los votos del pueblo”, expresaron más de 50 organizaciones defensoras de derechos humanos en la mañana del domingo, a solo dos días de las elecciones generales en Puerto Rico.


El grupo está compuesto por organizaciones de servicio, de educación comunitaria, del sector humanista, del sector religioso y la academia, así como asociaciones profesionales, se indicó en declaraciones escritas.


Aunque tanto Matria como el Comité Amplio para la Búsqueda de la Equidad (CABE), suelen ser relacionados con asuntos de las mujeres y comunidades LGBTTIQ+, ambas organizaciones explicaron que sus reclamos de derechos humanos son extensivos a otras poblaciones que viven en desigualdad y que es desde esa mirada amplia y solidaria que se provocó el junte de organizaciones que se expresaron.


“Los derechos humanos deberían ser el eje de las acciones del gobierno, pero también de grupos y organizaciones como las nuestras. Mientras más una estudia los países con mejor calidad de vida, índices de violencia reducidos, e incluso, mejores respuestas a desastres o situaciones como la del COVID 19, más una se percata de que el elemento común es un consenso social y un gobierno centrado en garantizar derechos humanos”, dijo la abogada Amárilis Pagán Jiménez de Proyecto Matria. Ésta añadió que esa es una de las razones por las que se convocó y logró el grupo que se expresó. “No podemos dejar a nadie atrás”.


“Estamos profundamente preocupadas por el colapso de nuestros sistemas de salud, educación, seguridad e incluso el sistema electoral. Ese colapso tiene consecuencias reales en la vida de la gente. Nuestras comunidades más vulnerables- incluyendo la niñez y personas de edad avanzada- enfrentaron en los pasados meses hambre, incertidumbre, desempleo, violencia y sobre todo, la desesperanza. En resumen: Nuestro país tiene una crisis de derechos humanos que nos ha costado vidas y no hubo una agenda real de trabajo en la que esos derechos fueran el eje de las decisiones gubernamentales”, expresó la doctora Ángeles Acosta, portavoz de una de las organizaciones que se unieron al reclamo.


“Todas las muertes y todo el sufrimiento de los pasados cuatro años, son el resultado de una profunda crisis humanitaria en nuestro país. Los huracanes Irma y María, los terremotos y el COVID 19 le quitaron la máscara a una crisis que fue y sigue siendo provocada por gobernantes y legisladores que intencionalmente dan prioridad a intereses personales o político partidistas y que han demostrado una crasa negligencia y falta de amor al país al tomar sus decisiones. Este próximo martes nuestros votos harán una de dos cosas: o nos convierten en cómplices de esa violencia o le hacen frente para cambiar la situación de quienes más sufren en nuestro país”, expresó el abogado Osvaldo Burgos Pérez, portavoz de CABE.


“Nosotras y nosotros, la mayoría de las organizaciones que hoy comparecen aquí, y que trabajamos todos los días a través de todo el país dando servicios esenciales que el gobierno no da, le pedimos a ese mismo país que antes de votar piensen en nuestra historia reciente. Recuerden los muertos de María, los meses sin energía eléctrica, el hambre post María y la de ahora con el COVID 19. Les pedimos que recuerden el desempleo, los pequeños comercios cerrados, los cierres de las oficinas que todas y todos necesitaron para pedir servicios. Les pedimos que recuerden el calor y la incertidumbre que provoca vivir sin fecha de salida bajo un toldo azul o en una casa destruida por un terremoto. Les pedimos que recuerden las mujeres muertas, las desaparecidas, la niñez maltratada”, reclamó Pagán.


“Les pedimos que piensen en nuestra gente negra y el discrimen estructural en el que viven. Les pedimos que piensen en la violencia hacia las personas LGBTTIQ+ y cómo se les deshumaniza para quitarles derechos y cómo eso les lleva a ser víctimas de asesinatos o agresiones severas. Todo esto- y mucho más- que está en nuestras memorias tenía y tiene remedio. Pero para eso, quienes han tenido el control del gobierno por décadas tenían que haber sido valientes, verticales y lo suficientemente humanos como para hacer lo correcto. Y no lo hicieron. Eso no es culpa de un solo partido, es culpa de una estructura que se sostiene en las desigualdades”, dijo Pagán.


Como parte de su llamado al país, hicieron un recuento del estado de los derechos humanos en Puerto Rico.


“Si hiciéramos un retrato actualizado de los derechos humanos en Puerto Rico, veríamos un país donde cada día hay más ejecuciones hipotecarias y desahucios mientras todavía tenemos toldos azules. Los fondos de recuperación por desastre (CDBG-DR) y los de Cares Act han sido negligentemente manejados por las agencias. En el área de salud, veríamos a la gente que no recibe servicios de prevención de condiciones de salud y que cuando les sobrevienen las crisis se enfrentan con un sistema que decide para beneficio de las aseguradoras y no de los pacientes. También un sistema educativo que cerró sus escuelas y comedores sin tomarse la molestia de buscar opciones para que la niñez tenga educación y alimentos. Ese mismo sistema cerró casi el 50 por ciento de las escuelas en la pasada década. Y si hablamos de alimentos, tenemos de frente y al descubierto la negativa feroz del Gobierno a distribuir alimentos cuando la gente está pasando hambre en medio de una emergencia. En Puerto Rico el Gobierno ha fallado a la hora de garantizar derechos humanos”, añadió Burgos.


Según el grupo, la crisis de derechos humanos es extensiva a temas de derechos sexuales y reproductivos, ambiente, sistemas de retiro, seguridad y acceso a servicios esenciales relacionados con salud mental, educación especial y otros.


“Nuestras organizaciones valoran el espacio que las elecciones representan en una democracia. Es por eso que prácticamente todas nosotras llevamos meses educando en torno al proceso y las oportunidades y riesgos visibles hoy. El voto de la gente, especialmente para puestos a la Legislatura, puede iniciar un cambio importante para la protección de los derechos humanos. Sin embargo, también vale anotar que el trabajo para garantizar derechos humanos requiere una ciudadanía alerta y valiente para defenderlos en todo momento. Eso es tan importante como votar”, añadió el abogado Luis “Conti” Rivera Villanueva, de la Coalición Orgullo Arcoíris.


“Hay serias amenazas a los derechos humanos en los programas de gobierno y en las expresiones públicas de algunos partidos y de sus candidatas y candidatos. Esas amenzas incluyen la posibilidad de afectar derechos adquiridos de las mujeres y personas LGBTTIQ+, pero también amenazas a la gente más empobrecida que es la que siempre paga las consecuencias de las decisiones sobre políticas económicas, de salud y educación del gobierno. Les invitamos a estudiar escritos y publicaciones en los que esas amenazas ya fueron analizadas , pero sobre todo, a pensar por sus propias cabezas sin dejar de lado el corazón que nos debe unir en una aspiración de paz, justicia y equidad”, dijo Acosta.


“Todas nuestras organizaciones han hecho reclamos concretos para la protección de derechos humanos a los partidos políticos en estas elecciones. Lograr esas protecciones es nuestra agenda de trabajo hoy y será nuestra agenda de trabajo en los próximos cuatro años porque amamos al país y no dejaremos a su suerte a la gente que amamos y para la que trabajamos día a día”, advirtieron las y los portavoces.


Por su parte, la Ruta de las Mujeres y Equidad 2020 reiteraron que en un análisis de los programas y expresiones de los partidos hecho por voluntarias y voluntarios de ambas iniciativas desde una perspectiva de derechos humanos reveló oportunidades y amenazas.

En cuanto a las oportunidades, hay dos partidos (Partido Independentista Puertorriqueño y Movimiento Victoria Ciudadana) con expresiones claras en cuanto al respeto a los derechos humanos y una inclusión transversal de perspectiva de género y derechos humanos a través de toda la plataforma, indicaron.


Por otro lado, hay tres partidos políticos que “demuestran resistencia al reconocimiento de los derechos humanos”. Expusieron como ejemplo a Proyecto Dignidad que, entre otras cosas, no hace ningún tipo de mención al tema de derechos humanos y se ha negado a reconocer las causas de la violencia de género y los derechos de las personas LGBTTIQ+ en Puerto Rico. “El candidato de PD a la gobernación es un integrante activo de Puerto Rico por la Familia, un grupo que no ha sido solidario con causas de derechos humanos urgentes en el país, pero que además sí ha sido vocal persiguiendo a defensoras y defensores de derechos humanos de las mujeres y personas LGBTTIQ+”, sostuvieron.


En cuanto al Partido Popular Democrático, señalaron que “no hay congruencia entre lo que ofrecen en su programa y las acciones de algunas y algunos de sus candidatos ya que algunos de ellos han sido descubiertos haciendo compromisos de trabajo con sectores que se oponen a los derechos de las comunidades LGBTTIQ+ y de las mujeres. Tal es el caso de su candidato a la gobernación”.


El Partido Nuevo Progresista, por su parte, incluyó un lenguaje que “privilegia ciertas organizaciones e integrantes del sector privado a pesar de que los mismos se oponen a derechos humanos fundamentales. Ese mismo partido enfrenta ahora mismo una grave crisis por las acusaciones vertidas en contra de su candidato a la gobernación, Pedro Pierluisi”, señalaron las organizaciones.


“Cuando el tema de violencia de género no ha sido bien atendido en su programa y para colmo, se hacen acusaciones tan serias que no son atendidas por el partido, una gran bandera roja de alerta nos obliga a expresarnos al respecto”, dijo Pagán.


“Nos preocupó cómo en esos tres partidos se hacen promesas de campaña que no reconocen la gravedad del impacto del COVID 19 en nuestras vidas o las secuelas del huracán María que todavía estamos manejando. No son capaces de pensar en colectivo, de manera inclusiva para que desde San Juan hasta Mayagüez y desde cada comunidad rural del país las necesidades básicas de la gente sean atendidas”, dijo Rivera.


“Cuando alguien le niega derechos a un sector de nuestra sociedad amparándose en sus prejuicios personales y religiosos y el gobierno avala esas acciones mediante alianzas económicas y de poder, debemos preocuparnos y ocuparnos porque entonces nos gobernaría un Estado que traiciona su razón de ser”, dijo Acosta.


Las organizaciones reiteraron un llamado a la ciudadanía para que hagan sus propios análisis pero siempre teniendo en mente la importancia de garantizar derechos humanos.


Listado de organizaciones endosantes

1. Aborto Libre

2. ACUTA

3. Alacena Feminista Mayagüez

4. Alianza para el Desarrollo del Tercer Sector

5. Amnistía Internacional, Puerto Rico

6. Asociación de Psicología de Puerto Rico

7. Asociación Puertorriqueña Pro Bienestar de las Familias, Inc. (Profamilias)

8. Aula Comunitaria de Educación Popular en Salud

9. Barrioization + El Hangar en Santurce

10. Bordados por la Paz- Puerto Rico

11. Boricuas en la Diáspora

12. CABE

13. Caderamen

14. Casa Juana Colón

15. Casa Pensamiento de Mujer del Centro

16. Centro de Apoyo a Movimientos Sociales y Activistas (CAMSA)

17. Centro MAM

18. Clínica Legal-Psicología

19. COA, Inc.

20. Coalición 8m

21. Coalición de Coaliciones Pro Personas sin Hogar de PR, Inc.

22. Colectiva Feminista

23. Colegio de Abogados y Abogadas de Puerto Rico

24. Colegio de Profesionales del Trabajo Social de Puerto Rico

25. Concilio de Iglesias de Puerto Rico

26. Comité Timón del Pleito de Clase de Educación Especial

27. Consejo Latinoamericano de Iglesias/CLAI

28. Conservación del Medioambiente/producción responsable de pesca local

29. Coordinadora Paz para las Mujeres

30. Espacios Abiertos

31. Federación de Maestros de PR

32. Grupo Magisterial EDUCAMOS

33. Humanistas de Puerto Rico

34. Impacto Juventud

35. Instituto de Investigación Psicológica, Universidad de Puerto Rico

36. Inter Mujeres

37. La Sombrilla Cuir

38. Lentes Claros

39. Mesa de Dialogo MLK, Co-Coordinador

40. Movimiento Amplio de Mujeres de Puerto Rico

41. Movimiento Pro Justicia Social Inter derecho

42. Observatorio de Equidad de Género

43. OMED: Organización de Mujeres Estudiantes de Derecho de la Facultad de Derecho INTER

44. Organización Puertorriqueña de la Mujer Trabajadora (OPMT)

45. Pastoral de Mujeres y Justicia de Género CLAI

46. Política Accesible

47. Proyecto 85

48. Proyecto GuayabaCherry

49. Proyecto Matria

50. Proyecto Siempre Vivas

51. Puerto Rico Para Tod@s

52. Red feminista de investigación y educación de género

53. Sol es VIDA

54. Somos la Clara

55. Taller Salud

56. True Self Foundation

57. Voto con Conciencia/Asociación de Psicología de PR

58. Waves Ahead & SAGE Puerto Rico

Suscríbete a nuestro boletín

© Editorial Semana, Inc.

Calle Cristóbal Colón Esquina Ponce de León #21 Caguas, PR, 00725

icono.png