top of page
Buscar
  • Foto del escritorEditorial Semana

Resolución para el nuevo año




Por: Myrna L. Carrión Parrilla


Me parece que fue ayer que me preparaba para recibir el nuevo siglo y miraba hacia el como algo lejano. Que veinte años no es nada dijo alguien una vez, pero así el nuevo siglo llegó y ya han pasado no veinte, sino veintitrés años, del siglo por todos esperado.


Ya ha concluido más de un cuarto de este siglo y es buen tiempo para repasar si hemos logrado o hemos visto hacerse realidad lo que soñábamos o imaginábamos vivir, al concluir el primer cuarto de siglo.


Cuando se acerca el fin de año, es ya una costumbre hablar y proponernos resoluciones, particularmente en lo personal. Aunque también no dejamos de aspirar a que podamos ver el logro de cosas, cambios y mejoras en diversos aspectos del país o hasta el mundo.


Mirar hacia el año nuevo siempre invita a proponernos mejorar o lograr algo, pero lo importante parece ser, el entender que el día 1ro de cada año no es el comienzo del futuro, realmente el futuro inicia cada día, de ahí que nuestra base es el hoy y en él que debemos asegurarnos de poner todo nuestro empeño, para lograr lo que nos proponemos.


Para lograr nuestras metas comencemos por definirla, trazar el plan, ir tras los recursos que necesitemos y cada día dar un paso de los trazados en el plan. Mantenerse enfocado es fundamental, si nos distraemos o imprevistos nos sacan un poco del plan, lo importante es asegurarnos de retomarlo. No se logran las metas si solo las soñamos, los sueños se construyen, no caen del cielo. Dediquémonos a hacer de nuestro hoy nuestro mejor futuro y nuestro mejor pasado.


De lo que no nos ha funcionado, no llevemos cuenta, usemos la experiencia para aprender de ella, pero no para quedarnos en lo que no funcionó. Pasemos revista sobre aquello que no funcionó, pero cuidemos que el balance al final sea de mirar hacia adelante, pues quien se queda mirando hacia atrás de seguro que tropezará, no avanzará.


Lo que resiste persiste, así que hagamos las paces con el pasado y caminemos sin resentimientos que nos amaren y limiten, pues para nuevos resultados, se requieren nuevas estrategias.


Al repasar el año lo importante más que lo que nos pasó es como vemos lo que paso. Si aprendemos a cambiar nuestro modo de ver las cosas y de cada experiencia confiar en que siempre hay algo positivo, será más fácil caminar al logro de las resoluciones propuestas.


Que la resolución de cada quien sea alcanzable y promueva para todos los bien. Y si es cuestión de pedir, pido porque regrese la paz a nuestras calles, que surjan las ideas adecuadas para encaminar nuestro país, por el respeto a la vida y que en cada hogar reine la paz y el respeto y pido, porque volvamos a ser un país, con modelos a seguir.


Que el nuevo año venga para todos, lleno de paz y prosperidad.


1 visualización

Entradas Recientes

Ver todo

Leah

Comentarios


bottom of page