• Editorial Semana

Testamento Abierto

Por: Lcda. Lisandra Rodríguez Moreno


Con la aprobación del Código Civil de 2020, el testamento abierto tuvo unos cambios en su formato. El testamento abierto es el que se utiliza comúnmente en Puerto Rico, ya que goza de la garantía de prepararse y otorgarse ante un notario.


El testamento abierto expresará la última voluntad del testador. El documento tiene que establecer claramente la fecha, lugar y hora de su otorgamiento. Al momento de otorgarse, se leerá el mismo en alta voz, para que el testador ratifique que el contenido del documento es su última voluntad. Éste deberá leer el documento por si mismo y procederá a firmar y rubricar el mismo, según las instrucciones que le especifique el notario. El notario dará fe que, a su juicio, el testador tiene la capacidad legal necesaria para otorgar el testamento.


Parte de los cambios que sufrió este documento, es que ya no será necesaria la comparecencia de testigos. El testador puede escoger tener testigos si lo desea, pero no es un requisito legal.


En el testamento tiene que reservarse el cincuenta porciento (50%) de los bienes para los herederos forzosos. Con las enmiendas del 2020, los herederos forzosos son los hijos y cónyuge, en ausencia de éstos los padres. El restante cincuenta porciento (50%) es de libre disposición; se puede destinar a cualquier persona que el testador quiera.


Una vez esté preparado el testamento, el notario tiene que notificar al Registro de Testamento dentro de la veinticuatro (24) horas de su otorgamiento. El notario le entregará una copia certificada del testamento al testador y el documento original permanecerá en el protocolo del notario.


Una vez el testador fallece, la persona que tiene en su poder el testamento deberá dar cumplimiento a la última voluntad así expresada. No es necesario acudir al tribunal para validar el testamento, ya que el mismo fue preparado y otorgado ante notario.


La ventaja que tiene este tipo de testamento es que, con la intervención del notario durante el proceso de preparación, no se da pie a que intervengan terceras personas que intenten cambiar la voluntad del testador. Tiene la garantía de un proceso riguroso que hará difícil la impugnación de este. También tiene la ventaja de que el documento es válido sin la intervención del tribunal y no requiere que se haga protocolización del documento. Al haberse preparado por un notario, el testador fue asesorado durante el proceso. Esto le brinda la garantía de que se siguieron las leyes de herencia.


La información brindada en este artículo es una orientación general y no debe ser considerada como una consulta legal específica. Para una consulta personalizada, se pueden comunicar a las oficinas del Estudio Legal Rodríguez Moreno, al 787-603-5199, visite nuestra página de Facebook bajo Estudio Legal Rodríguez Moreno o nuestra página web: www.estudiolegal-pr.com. Actualmente, estamos brindando consultas telefónicas y por video conferencia por la situación de la emergencia del COVID-19.


Entradas Recientes

Ver todo

Por: Lcda. Lisandra Rodríguez Moreno Con la llegada del nuevo año, muchas personas comienzan el mismo planificando asuntos de salud y financieros. Existen documentos notariales que asisten en esa orga

Por: Lcda. Lisandra Rodríguez Moreno Con la despedida del 2021, vimos múltiples campañas en los medios dirigidas a eliminar la pirotecnia en celebraciones de fin de año, por el efecto negativo sobre l